Menú principal
TwitterFacebookLinkedIn
628.546.791
633.402.018
635.676.515
info@centrepip.com

628.546.791 - 633.402.018 - 635.676.515 - info@centrepip.com

Català - Español

Ansiedad por separación

En los primeros años de vida es habitual que los niños muestren ansiedad ante la separación hacia sus padres, dicho de otro modo, la angustia que manifiestan muchos de ellos cuando los padres los dejan en la escuela. El problema se agrava cuando esta necesidad de afección persiste en etapas posteriores (más allá de los dos años de edad). También es cierto que determinadas situaciones pueden llegar a desencadenar esta problemática pudiéndose convertir en un hecho puntual o bien persistente. Así pues, entendemos por ansiedad por separación la angustia que presenta el individuo ante la posible separación del hogar o de la gente con los que tiene un gran vínculo establecido, tal como la madre o el padre.

La sintomatología principal que presentan habitualmente es una excesiva preocupación por los daños hacia ellos mismos o sus cuidadores, es decir , miedo a sufrir algún tipo de accidente fuera de su entorno familiar , evitando de esta manera la realización de cualquier actividad fuera de casa ( ir de excursión , ir a la escuela … ) . También están presentes las pesadillas y las somatizaciones como el dolor de cabeza, vómitos, entre otros.

A continuación presentamos algunas pautas que pueden ser de utilidad.ansietat x separacio

  • Ante cualquier cambio es importante anticiparle el suceso
  • Remarca las cosas divertidas que el niño / a hará
  • Utiliza siempre un lenguaje positivo ante el momento de la separación “Volveré después a buscarte”.
  • Es muy importante no alargar el momento de la separación aunque el niño / a llore desconsoladamente o haga alguna rabieta.
  • Potenciar la interacción niño / a – cuidador antes de que los padres se marchen. Es importante que vean una buena relación entre cuidador y padres ya que de esta manera dará cierta seguridad al niño /a .
  • Introducir al niño / a en una actividad que sea motivadora para él / ella o ofrecerle un juguete de su interés, ya que facilita la separación.
  • Si tienes que marchar por un período de tiempo largo, mantén el contacto. Habla con ellos y recuérdale que volverás pronto. Es importante no centrarse en este tema y reforzar las conversaciones más divertidas o hechos anecdóticos. De esta manera evitarás su preocupación excesiva.
  • Prepara actividades que sepas que disfrutarán (libros para colorear… ) . De esta manera se mantendrán ocupados y los ayudará a no preocuparse.
  • Una vez vuelvas a casa, abrázalo y felicítalo por haber sido tan valiente cuando estabas fuera y sobre todo; dedícale tiempo (juega con él…). Todo ello, repetidamente, le ayudará a entender que siempre estarás a su lado.

Por último, las pautas expuestas pueden ser una guía de utilidad siempre y cuando la sintomatología sea leve. Sin embargo, si la problemática persiste y / o se acentúa, es conveniente iniciar el tratamiento psicológico e incluso farmacológico lo antes posible.

Anna Canals