Menú principal
TwitterFacebookLinkedIn
628.546.791
633.402.018
635.676.515
info@centrepip.com

628.546.791 - 633.402.018 - 635.676.515 - info@centrepip.com

Català - Español

El Miedo al Fracaso

En la sociedad de hoy en día, la dicotomía entre éxito y fracaso suelen estar presente en nuestra vida cotidiana. Por ello mismo, el miedo al fracaso es uno de los más frecuentes en todas las personas y por el que muchas personas suelen acudir a nuestra consulta.

El miedo al fracaso puede aplicarse a las diferentes áreas de la vida de cada persona: trabajo, relaciones sociales, vida en pareja,… El factor común de todos ellos es la inmovilidad que se genera, el hecho de quedarte a la espera para que las cosas cambien o evolucionen sin dar una respuesta activa en todo el proceso.MIEDO+PRINCI

Vamos a analizar este miedo por partes:

¿Qué es el miedo al fracaso?

Es la creencia de que el resultado de una determinada conducta o acción va obtener un resultado negativo, por lo que la persona tiende a no intentar realizarlo para evitar la sensación de fracaso.

¿Cómo se manifiesta el miedo al fracaso?

El miedo al fracaso suele aparecer de manera automática en la persona dando lugar a una ausencia de respuesta en general. Este proceso puede explicarse de la siguiente manera: ante una acción nueva la persona visualiza/imagina una película mental sobre aquello que va ocurrir (pero que NO ha ocurrido) en la que el resultado no es el esperado y, por lo tanto, se asocia a la idea de fracasar y, como consecuencia, detiene la acción que uno desearía llevar a cabo.

Como consecuencia de este proceso interno, las conductas observables más frecuentes son:

  • No tomar decisiones, dejar que las otras personas las tomen por uno mismo
  • No intentar cosas nuevas o diferentes a las habituales
  • Seguir las instrucciones o las planificaciones de manera rígida
  • Postergar o dejar las cosas para más adelante y no retomarlas

¿Cómo superar el miedo al fracaso?

Un primer paso para poder superar este miedo es reconocer que uno mismo lo sufre. Es frecuente encontrarse con personas que niegan el miedo al fracaso mediante excusas de cualquier tipo: culpan a otras personas, situaciones, lugares, tiempo, etc. De esta manera intentan proteger a su propia autoestima responsabilizando al entorno de su situación actual.

Una vez reconocido el miedo al fracaso, es el momento de iniciar cambios en la manera de pensar, actuar y sentir. Para ello, puede ser útil tener en cuenta las siguientes pautas:

  • Igual que piensas que no puedes hacer algo, intenta cambiar el pensamiento e interioriza que si que puedes conseguirlo. Mientras el pensamiento “no puedo” te imposibilita y te limita, el pensamiento “puedo conseguirlo” te abre las puertas hacia el éxito.
  • Actúa, enfrenta el temor considerándolo un desafío. Realiza pequeños cambios en tu día a día para poder ver los resultados si es necesario pero lo importante es hacer cosas y no evitar situaciones que generen este miedo.
  • Toma decisiones ante lo que quieres hacer y planea como lo vas a conseguir. Identifica el objetivo realista que quieres conseguir y plantéate que pasos intermedios pueden haber para conseguirlo.
  • Ten presente el motivo o el objetivo que buscas, de manera que sirva de motivación en este proceso de cambio.
  • Valora o pregúntate qué es lo peor que podría pasar si fracasarás, ya que en la mayoría de las ocasiones lo máximo que podría ocurrir no justifica tanto miedo al fracaso.
  • Fíjate en otras personas que han conseguido sus objetivos y aprende de los pasos que ellos han ido siguiente. Ten en cuenta que si ellos se hubieran paralizado por el miedo al fracaso, seguramente no hubiesen llegado a esa situación.
  • Deja de lado el qué dirán o ten en cuenta que las opiniones de las otras personas son solo eso, opiniones.

Para acabar, TODOS, sin excepción, tenemos miedo al fracaso en algún momento de nuestras vidas. Sin embargo, lo que diferencia a cada uno, es lo que hace ante esta situación. No hemos de olvidar que no hacer nada ya se considera hacer algo.

No hay peor fracaso que no haberlo intentado (Proverbio chino)

Cristina Garcia