Menú principal
TwitterFacebookLinkedIn
628.546.791
633.402.018
635.676.515
info@centrepip.com

628.546.791 - 633.402.018 - 635.676.515 - info@centrepip.com

Català - Español

La resolución de problemas

En la vida cotidiana, nos encontramos ante dificultades o situaciones en las que no sabemos cómo actuar. Según la perspectiva de cada uno, estas mismas situaciones se pueden plantear como RETO o como PROBLEMAS. Frente a ello, tal y como se ha expuesto en diferentes artículos anteriores, la percepción que uno mismo haga sobre la situación determinará la manera en que uno puede reaccionar y sentirse.

Si seguimos las propias definiciones de la RAE podemos observar los pequeños matices:

  • RETO: Objetivo o empeño difícil de llevar a cabo, y que constituye por ello un estímulo y un desafío para quien lo afronta.
  • PROBLEMA: Conjunto de hechos o circunstancias que dificultan la consecución de algún fin.

En ambas definiciones el resultado es el mismo, se pretende conseguir un determinado resultado u objetivo. La diferencia radica en que desde la perspectiva del problema, el foco de atención se centra en las dificultades; en cambio, en el reto, lo importante es el estímulo que representa superar dicha situación. Con ello, se puede prever que según la actitud que se presente, las emociones presentadas serán muy diferentes, desde la ansiedad y el desanimo frente a la excitación y/o la motivación.

Nueva imagen (3)

Tal y como muestra el gráfico siguiente, ambas posturas soextremos en un continuo. Asimismo, cada uno presenta unas emociones que la acompañan u otras.

En este sentido, el cambio de perspectiva depende de uno mismo. A continuación, se exponen una serie de pasos propios de la resolución de problemas que pueden ayudar proporcionando una sistematización en el proceso a seguir. Se ha de tener en cuenta que cada paso presenta una serie de riesgos y/o dificultades que pueden ser la causa de la no resolución de dicha situación, motivo por el cual se hace especial hincapié en dichos riesgos para intentar localizar en que paso concreto cada uno ha de poner especial atención. 

Paso

Definición

Errores comunes

Definir el problema

Presentar de manera objetiva la situación que se tiene delante y aquello que se pretende conseguir. Algunas preguntas que pueden guiar este proceso de objetivación son:

  1. ¿Cuál es el problema concretamente?
  2. ¿Qué objetivo pretendo conseguir?

No tener identificado el problema concreto

Definir el problema de manera ambigua

Establecer un objetivo imposible o irrealizable.

Plantear alternativas o soluciones

Realizar una lluvia de ideas con todas las alternativas sin analizarlas ni juzgándolas. Proponer todas las opciones posibles para la situación

Plantear una única solución posible

Descartar alternativas sin analizarlas

Perder de vista el objetivo

Buscar soluciones que dependan de otras personas

Analizar las diferentes alternativas

Valorar pros y contras de cada una de las soluciones. Algunas, fácilmente serán descartables otras necesitaran un análisis más exhaustivo de los diferentes componentes.

Realizar una balance entre pros y contras por cada alternativa

No tener en cuenta todas las variables.

Perder de vista el objetivo

Elegir

Tomar una decisión teniendo en cuenta las diferentes alternativas y análisis. Tener en cuenta aquella que el balance de pros y contras sea menor.

Valorar la opción de unir dos alternativas

No decidir por miedo a equivocarse o miedos perfeccionistas

Pensar que podrían haber más opciones

Idear un plan de acción

Concretar al máximo cómo y cuándo se va a llevar a cabo esta solución. Asimismo, será necesario destacar los diferentes pasos que se tendrán que seguir

No concretar los pasos a seguir, intentando llevarlo sobre la marcha

Actuar

Realizar el plan de acción

No iniciar la actuación y no resolver el problema.

Valorar el resultado

Analizar en función del objetivo planteado si se ha conseguido el resultado esperado o no. En caso negativo, plantearse el motivo del mismo. Si fuera necesario, realizar un nuevo análisis de alternativas

Cambiar el objetivo planteado siendo más exigente.

Cristina Garcia